Inicio / TECNOLOGÍA / Una sola sesión de ejercicio ofrece beneficios metabólicos duraderos

Una sola sesión de ejercicio ofrece beneficios metabólicos duraderos

Nuevos estudios en ratones hallaron que una sola sesión de ejercicio activa un circuito cerebral que se asocia a un menor apetito, niveles de azúcar sanguínea más bajos y mejor metabolismo. Asimismo, este efecto duró 2 días después de la sesión. Los hallazgos pueden ayudar a mejorar el metabolismo de la azúcar sanguínea en pacientes con diabetes.

De acuerdo con la última Encuesta Nacional de Salud y Nutrición de Medio Camino 2016, la prevalencia de diabetes en la población mexicana pasó de 9.2% en 2012 a 9.4% en 2016. La misma encuesta indica que existen alrededor de 16 millones de personas con diabetes en nuestro país.

Controlar los niveles de azúcar sanguínea con actividad física y dieta es clave para controlar y prevenir la diabetes. Sin embargo, nuevos estudios sugieren que quizá necesitemos menos actividad física de la que creemos para lograr estos beneficios en la salud.

El Dr. Kevin Williams, neurocientífico de University of Texas Southwestern in Dallas y autor del nuevo estudio publicado en diciembre de 2018, junto con sus colegas examinaron los efectos que tiene una sola sesión de ejercicio en dos tipos de neuronas en ratones.

Las neuronas conforman el llamado circuito cerebral melanocortina, el cual comparten humanos y roedores. Las neuronas en el circuito son proopiomelanocortina hipotalámica (POMC, por sus siglas en inglés) y péptido relacionado con neuropéptido Y/proteína agouti (NPY/AgRP, por sus siglas en inglés).

Los científicos han vinculado las neuronas POMC con un menor apetito, niveles de azúcar sanguínea más bajos y un metabolismo más activo. Por otra parte, las neuronas NPY/AgRP están asociadas con un aumento en el apetito y un metabolismo más lento.

El Dr. Williams y sus colegas publicaron sus hallazgos en el boletín Molecular Metabolism.

 Cómo el ejercicio mejora el metabolismo de la glucosa

Anteriormente, científicos habían estudiado las propiedades del circuito cerebral melanocortina en relación con la dieta y el ayuno, pero no habían estudiado cómo el ejercicio físico afecta estas neuronas.

Por lo tanto, el Dr. Williams y su equipo buscaron examinar la actividad cerebral y la tasa de disparo neuronal en ratones transgénicos después de una sesión de ejercicio que consistía en 3 circuitos consecutivos de 20 minutos de carrera en cinta.

 ¿Qué tipo de ejercicio físico puede ayudarle a mantenerse joven?

¿Entrenamiento de resistencia, entrenamiento con pesas o entrenamiento de intervalos de alta intensidad? Un nuevo estudio arroja la respuesta.

El equipo halló que una sola sesión de ejercicio activaba las neuronas POMC de los roedores, pero desactivaba las neuronas NPY/AgRP que provocan el apetito. Los científicos notaron que estos cambios neuronales duraron hasta 2 días.

«No se requiere de mucho ejercicio para alterar la actividad de estas neuronas», explicó el Dr. Williams. Los investigadores también entrenaron a ratones por periodos de cero a 10 días y hallaron que los efectos neuronales perduraban más si el periodo de entrenamiento era mayor.

Por último, las neuronas POMC que activan el metabolismo se mantenían activas por más tiempo si también expresaban receptores de leptina. La leptina es una hormona metabólica que en estudios anteriores probó ser benéfica para las sinapsis de las neuronas POMC.

«Con base en nuestros resultados, podemos predecir que ejercitar incluso de una manera semi intensa puede brindar beneficios que duran días, en especial con respecto al metabolismo de glucosa», indicó el Dr. Kevin Williams.

Los hallazgos pueden beneficiar a la gente con diabetes

Los roedores también perdieron el apetito después de ejercitar. Este efecto duró hasta por 6 horas después de hacer ejercicio. El Dr. Williams comentó: «Este resultado puede explicar a nivel del circuito neurológico por qué mucha gente no siente hambre inmediatamente después de hacer ejercicio».

El Dr. Williams continúa comentando sobre los beneficios de los hallazgos de las condiciones metabólicas. «Esta investigación no solo trata de mejorar la condición física. Un mejor entendimiento de los vínculos neuronales con el ejercicio puede ayudar potencialmente a diversas condiciones que se ven afectadas por la regulación de glucosa».

«Es posible que activar las neuronas de melanocortina algún día brinde beneficios terapéuticos a los pacientes, en especial [a gente con diabetes] que necesita regular la glucosa en la sangre», concluyó el Dr. Kevin Williams.

Fuente:

https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S2212877818308706?via%3Dihub

Revisar tambien

Descubren proteínas que podrían restaurar la audición en personas con sordera irreversible

Mediante el uso de herramientas genéticas en ratones, científicos de la Facultad de Medicina de ...