Inicio / ESTADO / San Jacinto Amilpas, visto cómo botín político y económico

San Jacinto Amilpas, visto cómo botín político y económico

San Jacinto Amilpas, #Oaxaca, ubicado a escasos cinco minutos partiendo del Zócalo de la capital de Oaxaca de Juárez, hacia el poniente, en Valles centrales, es un Municipio con aproximadamente 20,000 mil habitantes, donde la mayoría de habitantes llegaron a radicar de diferentes partes del estado, se trata de una población en su mayoría de muy es casos recursos económicos y que carecen de servicios básicos de infraestructura social y servicios básicos , este municipio, recibe al año en participaciones federales, estatales e ingresos municipales propios alrededor de 70 millones de pesos, es visto por los políticos como un botín; en más de cuatro trienios  y el ultimo que fue de dos años, fue gobernado por el PRD.

En este trienio que comenzó el primero de enero de dos mil diecinueve tomó posesión una mujer proveniente de las filas del Partido Movimiento de Regeneración Nacional ( #MORENA), YOLANDA SANTOS MONTAÑO, quien ganó con un gran margen de votos de los resultados del candidato que le siguió, contando con ello por ende con auténtica legitimidad, una de sus primeros anuncios fue que gobernaría para el pueblo y con el pueblo y ajustándose desde luego a los lineamientos del Partido que la llevó al poder con los principios republicanos  que anuncio el Presidente de la Republica Andrés Manuel López Obrador  de no robar  no mentir así como la austeridad republicana, por lo que para ajustarse  a esos lineamientos en su gobierno, tenía que haber acuerdos en su órgano de gobierno como el  cabildo, donde uno de sus primeros planteamientos para aprobar el presupuesto de ingresos y egresos,  fue proponer a sus integrantes reducirse las dietas o sueldos, sin embargo en forma inmediata saltaron los inconformes concejales que dijeron no estar de acuerdo a ver disminuido el sueldo, poniéndose en clara evidencia ante la sociedad y ante la opinión pública que no van como lo dicen en campaña para trabajar por el pueblo sino a servirse del pueblo y cobrar lo que quieren, de esta forma fue como se dice coloquialmente, enseñaron el cobre, pues en todos los medios y las redes sociales se conoció ese primer momento de inconformidad, dicha inconformidad continuó y fue el día 20 de febrero que cuatro de las regidoras de los partidos PRI, #PSD y MORENA tomaron la sede del ayuntamiento de San Jacinto Amilpas,  encabezadas por la excandidata MONICA MORALES BERNAL, quien ya ha estado  anteriormente en el cabildo y  a quien se ve que lo que le interesa mucho en lo personal que le paguen un laudo que tiene a favor anteponiendo los proyectos a favor del Municipio, y luego además para exigir una dieta de 15 mil pesos, y no menos como propuso la Presidenta, quienes para ello hicieron una denunciar de un presunto desvío de recursos por el orden de los 12 millones de pesos para dos consultorías, una de ellas presuntamente de Carlos Moreno Alcántara, ex titular de la entonces SEVITRA (Secretaría de Vialidad y Transporte del gobierno del estado); Según el grupo de regidores inconformes, este dinero ya forma parte del presupuesto anual del municipio, que es de 49 millones de pesos, las inconformes también demandan una indemnización por un laudo de 700 mil pesos por despido injustificado y se niegan a validar las sesiones de cabildo para aprobar la ley de ingresos; El grupo de inconforme está liderado por la ex candidata Mónica Morales y los ex presidentes municipales Víctor Amado López y sin embargo por arriba de todos ellos están las manos del diputado Benjamín Robles Montoya.

 Como bien se sabe Benjamín Robles Montoya, Salomón Jara Cruz  y otros personajes de la política en Oaxaca se han dedicado a desestabilizar a muchos Municipios para que luego ellos llevar carga política y tener el control de los Ayuntamientos que les reporta ganancias económicas y el clientelismo político, en este caso el Municipio de San Jacinto está sufriendo los embates de estos personajes que son mercenarios y no les importa perjudicar el desarrollo de los municipios que provocan con sus intervenciones desestabilizadoras, estos personajes en su loca carrera hacia la gubernatura 2222, requieren de dinero y   control para su clientelismo electoral de ahí que se dicen casi dueños de los Municipios.

De ahí que los buenos propósitos que tienen algunos representantes populares como el caso de la presidenta Municipal Yolanda Santos Montaño que quiere aplicar los principios republicanos de Morena, no es nada fácil, pues ahí se tiene que por los intereses mezquinos y nada sanos los contrarios a los principios de MORENA en el Municipio,  son capaces de llevar la inestabilidad política al no ver saciados sus intereses ni el de sus secuaces padrinos políticos; Es necesario que la población del Municipio y la opinión pública sea mejor informada para que no sea botín político de  quienes llevan interese perversos y quiera arrastrar a un buen número de seguidores para lograr sus ambiciosos e insanos  propósitos en detrimento del presupuesto que es para aplicarlo en beneficio de proyectos sociales o de obra pública.

Con información de Miguel Zúñiga Juárez/Análisis del Acontecer d

Revisar tambien

Servidores públicos reciben capacitación sobre riesgos que enfrentan las niñas, niños y adolescentes jornaleros agrícolas

Durante dos días se analizarán distintas problemáticas relacionadas a migración, trabajo infantil y abuso sexual. ...