Inicio / SALUD / Depresión y carbohidratos, una nefasta relación

Depresión y carbohidratos, una nefasta relación

Gloomy female student sitting in the cafeteria with food tray

Los carbohidratos, como los que encontramos en el pan blanco, arroz blanco o los refrescos azucarados, pueden hacer mucho daño en la cintura de las mujeres, sobre todo en edad avanzada . Una nueva investigación muestra que comer demasiados hidratos de carbono, altamente procesados, también pueden aumentar el riesgo de sufrir depresión. Y si los tomamos por la noche, cuidado con las consecuencias. Pendientes debemos estar a algunos tipos de grasas que nos llevan a estados depresivos más fácilmente.

Afortunadamente, lo contrario también puede ser cierto: Este análisis también encontró que los que comieron un montón de granos enteros, verduras, frutas y fibra dietética no disminuyó el riesgo de estados depresivos. En el estudio participaron más de 70.000 mujeres de entre 50 y 79 años. Sobre los resultados, los investigadores mostraron una asociación entre los carbohidratos refinados y el riesgo de depresión, en lugar de una relación directa de causa y efecto.

Decisión alimenticia

Sin embargo, es bien sabido que las personas que sufren de depresión tienden a desear los carbohidratos por encima de cualquier otro alimento. El objetivo de los investigadores fue entonces encontrar si el consumo de carbohidratos refinados aumentaba el riesgo de depresión entre las mujeres sin historial reciente de enfermedad mental. La respuesta que encontraron fue positiva.

Ninguna de las mujeres tenía antecedentes de abuso de sustancias, depresión o cualquier otra forma de enfermedad a nivel mental en los tres años anteriores de su inscripción en el estudio. El resultado del estudio fue: Cuantos más azúcares refinados tomaba una mujer, mayores eran los niveles de azúcar en sangre y mayor era el riesgo de sufrir ataques depresivos. Tener un alto nivel de azúcar induce a una respuesta natural en forma de una elevación de insulina. Esta respuesta puede llevar a disminuir la cantidad de azúcar en sangre.

Qué sucede cuando comemos pocos hidratos de carbono

El resultado es claro: aumenta la ansiedad, irritabilidad y el hambre. Del mismo modo, rebajando los niveles de azúcares en sangre se traduce en fatiga. Al preguntarles si los carbohidratos pueden conducir a la depresión en otros grupos de personas, los investigadores dijeron que estos datos pueden aplicarse también a los hombres. Sin embargo, los resultados podrían cambiar dependiendo de la edad y el género.

Los resultados pueden ser diferentes en mujeres y hombres jóvenes debido a las hormonas. Además, los jóvenes pueden utilizar más fácilmente el deporte para reducir el estrés y la ansiedad. Sin embargo, el resultado más aplastante es que las mujeres del estudio que consumieron una dieta a base de vegetales, frutas y granos enteros tuvieron mucha menos incidencia en estados depresivos. Por ello, la pregunta no es si los carbohidratos nos levan a estados depresivos, sino si las personas con depresión eligen los hidratos de carbono con mayor facilidad.

Cuando nutrimos nuestro cuerpo y cerebro con alimentos ricos en nutrientes, nos sentimos mejor. Podemos sentirnos mejor anímicamente. Lo que no está claro es cuál de los dos llegó primero: carbohidratos o depresión. Muchas personas hacen malas elecciones cuando están deprimidos o estresados, y pueden llegar a los hidratos de carbono refinados, como el chocolate, en un intento de mejorar su estado anímico.

Por tanto, no podemos afirmar que comiendo hidratos de carbono nos puede llevara sufrir depresión algún día, sino que la presión y el estrés hace que nos vayamos directos hacia los alimentos con azúcares refinados y no a por alimentos saludables. Lo que es cierto, es que la gente está comenzando a conocer la relación entre la nutrición y la salud mental. Creemos que esta relación debería ser objeto de estudio.

Revisar tambien

Pescado, fundamental en una alimentación equilibrada

Las diversas variedades de pescado que existen en el mercado contienen propiedades nutricionales que los ...