Inicio / Principales / Regeneración del corazón, cada vez más cerca de la realidad gracias a nuevo descubrimiento

Regeneración del corazón, cada vez más cerca de la realidad gracias a nuevo descubrimiento

Investigadores del Laboratorio de Renovación Cardiomiocítica del Instituto del Corazón de Texas publicaron un estudio en la revista Nature con resultados de alto impacto, revelando nuevos conocimientos sobre la funcionalidad del vía de señalización “Hippo”, una ruta genética relacionada con la regeneración cardiaca y previamente descubierta por los expertos del citado laboratorio. El trabajo descubrió una correlación directa entre el complejo de glicoproteínas de la distrofina (DGC) y la vía Hippo, que inhibe la proliferación de los cardiomiocitos, restringiendo así la capacidad del corazón para repararse después de una lesión.

El equipo, liderado por el doctor James F. Martin, aprendió que el DGC se une con la molécula efectora de la vía Hippo denominada Yap (que típicamente promueve el crecimiento), y es esta interacción molecular la que detiene la proliferación de cardiomiocitos (células del músculo cardiaco). Comprender las interacciones moleculares subyacentes que controlan la función de la vía Hippo es fundamental para poder desarrollar terapias seguras y efectivas que permitan la regeneración y reparación del tejido muscular del corazón.

“La capacidad regenerativa del corazón de mamífero adulto es limitada debido a la reducida capacidad de los cardiomiocitos para progresar a través de la mitosis. Esta capacidad regenerativa existe al nacer, pero se pierde después del nacimiento, lo que llevó a los investigadores a creer que no podrían hacer que los cardiomiocitos fueran más proliferativos“, explicó Martin. “Sin embargo, nuestro trabajo ha demostrado que no es el caso, y que la renovación del tejido del corazón es posible, lo que es realmente emocionante“.

El DGC es esencial para mantener el equilibrio entre la proliferación de cardiomiocitos y la apoptosis (muerte celular). En ausencia del DGC, Yap sería capaz de entrar en el núcleo de la célula y promover la producción de cardiomiocitos. Esto significa que la inhibición de la reacción entre DGC y Yap permitiría que los cardiomiocitos fueran más proliferativos, conduciendo así a la renovación del tejido cardiaco.

El laboratorio de Martin utilizará los hallazgos de este estudio para desarrollar diferentes maneras de manipular las interacciones de proteínas dentro del corazón, lo que esperan conduzca eventualmente a tratamientos seguros para pacientes que sufren de insuficiencia cardiaca o incluso después de un ataque al corazón.

Además de las oportunidades para los nuevos tratamientos regenerativos del corazón, esta investigación también podría conducir a tratamientos para la distrofia muscular (DM), particularmente distrofia muscular de Duchenne (DMD), una forma agresiva de DM que no tiene cura. La DMD es causada por la ausencia de DGC, lo que hace que los hallazgos del doctor Martin sean útiles para comprender mejor el papel que desempeña el DGC en las interacciones moleculares cardiacas.

Revisar tambien

Fue inaugurado Diplomado en línea: Tratamiento y Protección de Datos Personales en el Ámbito Público

Este diplomado es un esfuerzo coordinado entre el CECAD-UABJO y el IAIP Oaxaca Después del ...